Editorial

Editorial

El antievismo, debilidad antes que fortaleza

 

La oposición no tiene nada que ofrecer. Lo único que la une es el antievismo. Después de eso, todo es etéreo, superfluo, sombrío y ausente de esperanza.

El antievismo es debilidad y no fortaleza. Lo que los mueve en las redes sociales y en una parte de los medios de comunicación es su rechazo cargado de odio y racismo a un presidente, indígena campesino, que sin tener su grado de instrucción académica ni haber pasado por colegios con elevadas pensiones, está haciendo por Bolivia lo que nadie se atrevió a hacer.

CIDH, paro cívico y fracaso opositor

 

La oposición política y mediática sigue empeñada en calificar de dictadura el momento histórico que vive Bolivia.

Curiosa dictadura en la que la oposición política, disfrazada de sociedad civil, puede ir a la Corte Interamericana de Derechos Humanos y hablar libremente en frente de representantes del Gobierno boliviano.

La esquizofrénica oposición y la CIDH

 

La decisión del Tribunal Supremo Electoral (TSE) primero, y la audiencia ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) después, ha desnudado a la oposición, política y mediática, y su profundo carácter antidemocrático.

En primer lugar, tanto la oposición política, encabezada por algunos de los candidatos presidenciales, como la mediática critican con dureza al TSE a sabiendas de que ese órgano lo único que tenía que hacer era confirmar que los binomios inscritos cumplen las condiciones administrativas que marca la ley electoral.

Las trampas de la oposición

 

La oposición quiere tensionar el país

 

Este sábado 8 de diciembre es la fecha límite para que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) convalide los diferentes binomios presentados tanto por el gobernante MAS-IPSP, como por los partidos y coaliciones de oposición.

La estrategia esta semana parece ser clara, activar la movilización opositora a escala nacional y la propaganda internacional contra el gobierno de Evo Morales, quien con la maquinaria electoral del MAS-IPSP y los logros alcanzados en 12 años es el principal candidato a ganar las elecciones de 2019.

EEUU y el proceso electoral

 

A pesar de la expulsión en 2008 del Embajador de Estados Unidos en Bolivia y de la DEA, y en 2013 de Usaid, Estados Unidos sigue realizando un proceso de injerencia en nuestro territorio, ignorando las reglas básicas de la diplomacia internacional, como son el principio de no injerencia y el respeto a la autodeterminación de los pueblos. 

Páginas