Educación a distancia a través de Amachuma TV

Por: Lionel Magne Molina

Sentada, en la comodidad de su hogar, con sus materiales a la mano y atenta a la señal de Amachuma TV en su televisor, Sabina Velarde Canaviri, pobladora de la comunidad Amachuma, municipio Eucaliptus, Oruro, aprende a leer, escribir, sumar, entre otras aptitudes.

 

Pese a sus múltiples labores de casa, su objetivo es firme: concluir la primaria aprovechando las ondas electromagnéticas de Amachuma TV canal 12, que se utiliza como una nueva estrategia de enseñanza y aprendizaje, implementada por el Programa Nacional de Postalfabetización (PNP).

El programa se aplica en Bolivia desde 2009, por la Dirección Nacional de Postalfabetización, dependiente del Viceministerio de Educación Alternativa y Especial del Ministerio de Educación. 

La entidad aplica esa política pública que permite a adultos y personas de la tercera edad aprender a leer y escribir, y también concluir su educación primaria.

Esta política permitió que Sabina y unas 200 personas de Eucaliptus aprendan Geografía y Ciencias Naturales, a través de Amachuma TV, ampliando sus horizontes y expectativas para su vida. 

La mujer y los pobladores descubrieron que los conocimientos que van adquiriendo a tráves de la pantalla de televisión les ayudan en sus actividades diarias. Por ejemplo, las operaciones matemáticas básicas les permiten realizar cálculos cuando compran insumos y comercializan sus productos agrícolas.

El responsable departamental de Postalfabetización en Oruro, Marco Chávez, señaló que mediante este medio de comunicación los contenidos no solo llegan a los padres,  sino también a los niños, que refuerzan el aprendizaje adquirido en el colegio. 

 

Educación a distancia

La implementación de esta nueva estrategia de enseñanza-aprendizaje en esta comunidad es parte de lo que se conoce como educación a distancia y está destinada principalmente a las personas mayores de 15 años que fueron relegadas del sistema educativo por diversos motivos, explicó Chávez.

“Nuestro objetivo es utilizar a Amachuma TV como medio que permita el acceso a la educación. La televisión comunitaria es un instrumento importante para rescatar la identidad cultural, y las formas de organización comunitaria, así lo asumieron los pobladores”, dijo. 

La autoridad también destacó el compromiso de las personas que trabajan en Amachuma TV, que difunden las video clases y entiendieron como cambió la vida de la población el acceder a este tipo de educación.

Las clases audiovisuales  y materiales de apoyo son parte del método cubano para aplicar el programa ‘Yo sí puedo seguir’, el cual es reforzado con el trabajo de facilitadores, quienes hace seguimiento y refuerzan el aprendizaje de los participantes que reciben las clases por la televisión, mediante cursos presenciales.

El trabajo de los tres facilitadores del programa se coordina también con personal del municipio Eucaliptus y autoridades originarias del lugar.

Lenguaje y Matemáticas en video-clases

Francisco Mamani Pacheco, facilitador del Programa Nacional de Postalfabetización, explicó que el proceso educativo consiste en transmitir las video-clases  grabadas tres veces a la semana, lunes, miércoles y viernes de 20.00 a 22.00 horas.

“Nosotros promovemos el proceso pedagógico de postalfabetización mediante material educativo audiovisual, transmitido a través de este medio de comunicación, para garantizar una formación integral en la comunidad”, aseguró.

Esta estrategia ha probado ser particularmente eficiente para las mujeres de la comunidad,  puesto que ellas realizan sus tareas domésticas con normalidad durante la emisión de las video-clases de postalfabetización, destacó Mamani.

“Lo que tratamos de hacer es garantizar su educación a través de la televisión, donde les enseñamos Lenguaje, Matemáticas, Geografía, Historia, entre otras materias”, dijo.

 

Cinco momentos
El facilitador  explica que el proceso de postalfabetización se desarrolla en cinco momentos: en primer termino se trabaja en la planificación, organización, conformación de grupos y entrega de  materiales educativos a los beneficiarios.

Segundo: transmisión de las video-clases a través de Amachuma TV. El tercer momento es el más importante pues se da la recepción de los contenidos por los participantes en los hogares de la comunidad.

Cuarto: proceso de reforzamiento de las video-clases transmitidas en la televisión mediante clases presenciales apoyadas con materiales impresos, principalmente cartillas y material educativo.

Quinto: espacio de reflexión y aclaración de algunas dudas de los participantes sobre los temas que se avanzan en la televisión.
Por todo ello, Mamani aseguró que la post-alfabetización a través de medios comunitarios  contribuye a empoderar a las comunidades pobres y desfavorecidas mediante servicios de tecnología básica de información y comunicación. 

La educación a distancia también está reconocida por la Ley Educativa Avelino Siñani - Elizardo Pérez como un medio para reducir las desigualdades geográficas o regionales y promover la igualdad de oportunidades en la educación, así como un instrumento para fomentar el desarrollo nacional.