Estudiantes de Cajuata se benefician con aulas y un tinglado

El vicepresidente Álvaro García Linera
Foto: Vicepresidencia

 

(Vicepresidencia).- El vicepresidente del Estado, Álvaro García Linera, inauguró, esta mañana, un bloque de aulas para la unidad educativa asociada Villa Barrientos, ubicada en la comunidad del mismo nombre, perteneciente al municipio de Cajuata, y un tinglado en la comunidad Cañamina, del mismo municipio, en la provincia Inquisivi, del departamento de La Paz.

En esta oportunidad, el mandatario de Estado recomendó a los estudiantes de inicial y primeros cursos de primaria a que no se olviden que tienen tres familias, la que está compuesta por sus padres, hermanos, abuelos y tíos; la segunda, compuesta por sus profesores y sus compañeros de curso y la tercera, que es la gran familia, Bolivia.

A los jóvenes estudiantes les exhortó a ser disciplinados con sus actividades y mayor esfuerzo con sus estudios, además les incitó a leer por lo menos dos horas diarias.
“Necesitamos jóvenes con buena formación, seamos estudiantes de primera, por eso dediquen dos horas diariamente a la lectura y sean disciplinados”, enfatizó.

De igual manera, el vicepresidente pidió a los profesores ser exigentes con sus alumnos, para que cuando salgan bachilleres y se dispongan a continuar con sus estudios superiores no tengan problemas por no contar con el hábito de la lectura o con la enseñanza adecuada y fracasan.

“Hay un buen colegio, hay una buena currícula, el profesor es licenciado, proporciónenles lo mejor de sus conocimientos. Que ningún joven de colegio público de provincia o de barrio popular, se aplace; deberíamos tener los mejores estudiantes, eso depende de ustedes, profesores, y de que sean exigentes”, complementó.

La edificación de la infraestructura inaugurada consta de diez aulas que benefician a más de 250 estudiantes de los niveles inicial, primario y secundario de esta región del país, y fue edificada con una inversión de 2.2 millones de bolivianos, provenientes del programa Bolivia cambia, Evo cumple.

El vicepresidente destacó que la autoridad edil de Cajuata haya equipado la unidad Villa Barrientos con el mobiliario necesario, le pidió que destinara un espacio, una habitación, para que funcione como biblioteca y que él se comprometía a donar varios textos.

Asimismo, recomendó destinar los recursos necesarios para la dotación del mobiliario a la unidad educativa de la comunidad de Cañamina, donde se construyó un tinglado para que los estudiantes se protejan del sol y las lluvias.

De igual manera, exhortó al burgomaestre a dotar a los estudiantes de sexto de secundaria las computadoras portátiles para que tengan mayor acceso a información y mejor preparación.

Por otro lado, el mandatario de Estado recordó a los presentes que todas las obras que se ejecutan en todo el país se las hace con el dinero que proviene de la nacionalización de los hidrocarburos.

“Nunca se olviden que ese dinero salió de la lucha del pueblo contra los extranjeros, contra quienes se llevaban el dinero fuera del país”, acotó.