Experto en criminalística: “Utilizamos la técnica del georradar para buscar los restos de Renato Ticona”

Foto: Democracia Directa
El experto Miguel Nieva durante la entrevista con Democracia Directa.

Entrevista a Miguel Nieva / Licenciado en Criminalística

Como parte del proyecto de investigaciones forenses que impulsa el Fondo Argentino de Cooperación Sur-Sur y Triangular (FO.AR) para buscar los restos humanos de desapariciones forzadas en Bolivia se posibilitó la tercera visita al país del experto forense Miguel Nieva, quien integra el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

El trabajó lo realizó del 17 al 21 de abril, junto con el personal del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), en instalaciones del Batallón Logístico las Rabonas, en el departamento de Oruro, en busca de los rastros de Renato Ticona Estrada, desaparecido durante la dictadura de Luis García Meza.

Nievas, con más de 20 años de experiencia en el campo, fue uno de los profesionales que participó junto con Mercedes Doretti en la búsqueda de restos de los 43 estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa, México, en noviembre de 2014.

Antes de retornar a su país, Nieva conversó con Democracia Directa sobre el trabajo desarrollado en Bolivia.

¿Cuál es el trabajo que realizó en esta oportunidad?
El objetivo de esta etapa fue básicamente aplicar la técnica geofísica, es un equipo llamado georradar que sirve para localizar alteraciones en el subsuelo. Ésta es una técnica que funciona con una frecuencia electromagnética que va penetrando en el suelo, y cuando se va produciendo algún cambio en la forma como se transmite esta energía electromagnética nos indicará si hay alguna remoción o alguna alteración en el sedimento que podría corresponder, tal vez, a alguna fosa o no.

¿Cuánto tiempo tardará descifrar la información obtenida?
El georradar no es una técnica que tenga una certeza absoluta, se utiliza para este tipo de búsquedas. Hay determinados lugares en los que se puede aplicar esta técnica y otros no, dependerá de las características del terreno, y para ello se tienen que aplicar varias técnicas y métodos con la perspectiva de poder abordar y solucionar los problemas que se presentan. En este caso, las condiciones del terreno eran propicias para el uso de esta técnica, por eso recomendamos el georradar, y es lo que hicimos en Oruro.
La misión fue recabar toda la información que debe ser procesada con un software específico para analizar y ver dónde hay posibles alteraciones en el sedimento que puedan o no corresponder a una fosa clandestina. Pero esta técnica no nos va a decir exactamente que hay un cuerpo enterrado o una fosa en el lugar, sino nos dirá que hay una modificación en el subsuelo, ahí cuenta también la experiencia del operador para interpretar esa señal y ver que si es positivo o no en el lugar. De todas maneras, si hubiese algún indicador que pudiera sacarse o pudiera corresponder a alguna inhumación clandestina en ese lugar, lo que vamos a recomendar después seguramente será un sondeo exploratorio en el sitio determinado donde veamos ese tipo de modificaciones.

¿Por qué se eligió esa zona?
Lo que sé es que hay una denuncia por la posible inhumación de una persona en este lugar. La idea era buscar en el sector que está señalado si había alguna alteración.

¿En qué consisten los trabajos que realizan?
El georradar nos permite identificar la ola de búsquedas de excavación, y utilizamos la técnica intrusiva y no intrusiva. La intrusiva sería básicamente una excavación en un lugar para tratar de corroborar si hay una inhumación o fosa en ese sitio, y la no intrusiva es la técnica con uso del georradar u otro tipo de técnicas que permiten tener una apreciación sobre el terreno sin tener que hacer ninguna modificación en el área. Eso es lo que nos garantiza la ventaja del georradar, es que en muy poco tiempo se puede tener un panorama mucho más claro de la condición del subsuelo y donde puede haber posibles alteraciones, y en base a eso planificar si corresponde hacer una excavación.

¿Se reunió con los familiares de Renato Ticona? ¿Qué le indicaron?
Es una política institucional trabajar lo más cerca que podamos de la familia para explicarles también la labor que hacemos y tratar de no generar falsas expectativas. Mucha gente tenía una gran expectativa en el georradar, y se explica que no es así. Entonces creemos que es muy importante el contacto con la familia para transmitirles lo que estamos haciendo, cuáles son las posibilidades que vamos a tener con esto, y bajar las esperanzas. Se apoyan mucho o confían mucho en que podamos encontrar a su familiar, y a veces por más esfuerzo que hagamos no lo vamos a encontrar.
Es muy importante mantener ese diálogo con la familia, y en este caso puntual los familiares estuvieron presentes en todo el procedimiento porque es parte de lo que nosotros tenemos que hacer y mostrar, la transparencia del trabajo que estamos haciendo, y que se pueda entender claramente qué es lo que hacemos y no es más que ciencia, y la ciencia tiene un método, y para nosotros es seguir este método. Eso es lo que hacemos, tratar de transmitir y enseñar nuestro trabajo, y a veces la ciencia tiene sus limitaciones porque no hay solución a todo. Es importante que los familiares entiendan eso y vean el trabajo para que también comprendan la dimensión y alcance de lo que estamos haciendo.