Bolivia convocó a Chile tres veces para retomar el diálogo

El canciller Fernando Huanacuni muestra las peticiones enviadas a Chile.
Foto: Cancillería

 

Roberto medina Buezo / Cambio

Entre febrero y marzo del presente año Bolivia convocó tres veces al Gobierno de Chile para retomar el diálogo en el Comité de Fronteras e Integración luego de que La Moneda abandonó las conversaciones unilateralmente en 2015.

El primer comunicado de Bolivia al Gobierno de Chile fue enviado el 15 de febrero, el segundo el 17 de febrero y el pedido fue reiterado el 16 de marzo, sin embargo Santiago recién respondió el 22 de marzo, tres días después de la detención de los nueve funcionarios bolivianos en la frontera cuando realizaban operativos contra el contrabando.

“Chile respondió recién pero no a las notas que enviamos, sino simplemente dijo ‘dialoguemos’”, informó ayer el canciller Fernando Huanacuni en entrevista con el programa El pueblo es noticia, en BTV

Chile aceptó dialogar con Bolivia cuando la justicia del vecino país judicializó la detención de los compatriotas en vez de atender el caso por vía diplomática.

En días pasados Bolivia y Chile se pusieron de acuerdo y este 25 de julio se realizará la XIII reunión del Comité de Fronteras en la ciudad de Santa Cruz.

La XII reunión del Comité de Fronteras se efectuó el 5 y 6 de diciembre de 2011 en la ciudad de La Paz y por su naturaleza le correspondía a Chile convocar al XIII encuentro, pero no lo hizo.

Ante ello, en 2015 Bolivia presentó a través de su representante ante la Aladi (Asociación Latinoamericana de Integración) su petición para que Chile retome las conversaciones. La Aladi convocó a ambos países y les pidió trabajar en mesas conjuntas, pero Chile decidió abandonar el diálogo.

“Les pedimos reunirnos en tres oportunidades porque es importante conversar para fines de responsabilidad. Bolivia está segura de que la solución a temas fronterizos es por la vía diplomática, pero en los dos casos Chile transitó un camino equivocado”.

Huanacuni dijo que Chile cometió un gran error al encarcelar por 101 días a los nueve bolivianos (dos militares y siete agentes aduaneros), cuando se trataba de un conflicto fronterizo que debió ser resuelto por la vía diplomática, sin embargo Bolivia mostró la apertura al diálogo cuando a las 51 horas devolvió a dos carabineros que ingresaron al país mientras cumplían su trabajo.

“Chile aceptó dialogar motivado por los dos incidentes y el llamado del presidente Evo Morales en días pasados”, señaló.

El canciller chileno, Heraldo Muñoz, aseguró que su país propuso por escrito convocar al Comité de Fronteras para que se realice en la ciudad de Arica y que Bolivia no respondió, pero no mostró ningún documento.