Supermercados y restaurantes venden $us 630 MM en 3 meses

La población tiene mayor capacidad de consumo y demanda más servicios.

Fernando Carrafa Arancibia

Las ventas de supermercados y restaurantes se incrementaron de $us 612 millones en el primer trimestre de 2016 a $us 630 millones en el mismo período de 2017, lo que representa un aumento del 3% en la facturación por la actividad de  servicio comercial.

El movimiento económico en ambos sectores registró un incremento sostenido en el período de análisis; por ejemplo, en 2013 se registraron $us 439 millones, en 2014 subieron a $us 531 millones y en 2015 a $us 595 millones, señalan los datos del Ministerio de Economía.

Al respecto, el ministro de la cartera de Economía y Finanzas Públicas, Mario Guillén, señaló que dicho incremento en las ventas de ambos servicios demuestra el dinamismo de la demanda interna que aporta al crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) nacional.

Según el Gobierno, con la aplicación del nuevo Modelo Económico Social Comunitario y Productivo, la demanda interna y la inversión pública continúan como los principales motores del desarrollo de Bolivia.

En ese marco, Guillén detalló que la demanda interna creció de 4,6% en el año 2016 a 7,2% al primer trimestre del presente año.
Contrariamente, señalan los datos oficiales, las exportaciones tuvieron una incidencia negativa de -3,9% durante los tres primeros meses del año.

La economía boliviana se mantiene robusta 
Al primer trimestre del año el PIB creció en 3,34%, impulsado, principalmente, por el sector agropecuario con 8,6%, construcción 7,2%, industria de alimentos, bebidas y tabaco 5,6%, transporte y comunicaciones 5,4%, comercio 5,2%, entre los más relevantes.

El titular de Economía remarcó que todos los sectores productivos más dinámicos que generan fuentes de empleo crecen por encima del 4%, lo que fortalece la demanda interna.

Guillén explicó que la desaceleración no se puede calcular en base a la reducción del PIB. Según estudios técnicos, también se tiene que analizar la producción, el incremento en la demanda de bienes y el crecimiento desagregado por sectores para evidenciar si una economía ingresa a un proceso de retroceso.

Pese al ambiente adverso de la economía internacional, el ministro Guillén proyectó que el PIB del país tendrá este año el mayor crecimiento económico en el ámbito de Sudamérica por cuarta vez consecutiva.

El viceministro del Tesoro y Crédito Público, Sergio Armando Cusicanqui, sostuvo que Bolivia se mantiene con un crecimiento económico robusto a pesar de la crisis internacional.

Agregó que estos indicadores incluso fueron reconocidos por el Fondo Monetario Internacional (FMI) que destacó la disminución significativa de la pobreza, desigualdad y desdolarización de la economía.

----

El PIB de las Industrias crece 5%

El Ministro de Economía destacó el apoyo económico del Gobierno en los últimos años para  generar mejores condiciones de inversión y crecimiento del sector productivo.
En ese marco, informó que el Producto Interno Bruto (PIB) de las industrias creció  en promedio de 3% anual entre 1995-2005 a 5% entre 2006-2016.

----

  • 3% se incrementó la venta de los restaurantes y supermercados en el primer semestre del año.
  • 3.736 millones de dólares en promedio fue la producción del sector industrial en 2016.