Unidad hacia el 2019

Desde Santa Rosa del Sara, al norte de Yapacaní y a 115 kilómetros de la ciudad de Santa Cruz, el vicepresidente Álvaro García Linera reivindicó ayer el derecho constitucional de Evo Morales para la repostulación presidencial, y ha avizorado que la población nuevamente le dará su voto, por lo que también llamó a la unidad del pueblo y evitar divisiones, a objeto de preservar la continuidad del Presidente y seguir recorriendo por el camino del proceso de cambio. 

Pese a contrastes y dificultades, que los tiene toda administración gubernamental —y lo esencial es superarlos, incluidos los antagonismos faccionales o grupales dentro de una determinada estructura política o clase social—, las perspectivas en general son óptimas en relación al futuro esbozado por Álvaro García Linera:

En voto, el electorado ha sido mayoritario en favor de la causa popular desde 2005, y aún desde 2002.

En control legislativo, los dos tercios alcanzados en 2009 se han conservado en 2014 y se prevé preservarlos nuevamente en 2019.
En gestión de gobierno, los recursos antes destinados a la exportación de capitales han sustentado desde 2006 el crecimiento sustancial de ya doce consecutivos presupuestos generales de la nación, con niveles también ascendentes de inversión pública.

En liderazgo, no hay una figura más relevante que Evo Morales. Y la oposición, por sus propias debilidades, no ha podido forjar su concordia; al contrario, no registra la emergencia de un nuevo caudillo partidario ni menos de consenso entre todas las expresiones que la integran.

En programa, los opositores, por sus mismas divergencias y vanidades, no logran conformar un horizonte de país alternativo al MAS, sea porque la visión de los movimientos sociales y sus mandos se extiende no sólo hasta la agenda 2025, sino a muchas décadas más, o porque realmente la derecha ya no tiene qué efectivamente ofrecer a los bolivianos.

Por eso mismo cobran relieve las tareas preparatorias hacia la cita de 2019, cuando será importante lograr otra vez los dos tercios del Órgano Legislativo para  seguir gobernando en favor del pueblo.