Entendimientos con el sector privado

Contra todo lo que se pueda especular en torno a las relaciones del Estado Plurinacional con la dirigencia de los sectores empresariales del país,  éstas discurren desde hace años cada vez con mayor fluidez y productividad en sus diversos ámbitos, desde la industria petrolera hasta la agropecuaria, logrando la  estabilidad económica y continuidad política que el modelo boliviano de crecimiento requiere.

Una muestra de este notable momento, la han ofrecido en las últimas horas presidente Evo y los líderes de la Confederación de Empresarios Privados y de la regional empresarial cruceña, reunidos en Santa Cruz para celebrar la liberación de las exportaciones de azúcar y alcohol, bajo ciertos requisitos, naturalmente.

La posibilidad de vender los excedentes una vez garantizado el abastecimiento al mercado interno, y superados los riesgos de eventual escasez, deviene de diciembre pasado, cuando se pactó preliminarmente las progresivas exportaciones de sorgo, soya y carne, además de los productos mencionados.

No es casual que el Jefe de Estado haya destacado el entendimiento entre el sector público y privado como elemento principal para facilitar las ventas de productos bolivianos a mercados externos, faltando solo detalles para que la producción excedentaria de soya sea la próxima partida de despacho internacional.

Lo positivo es que los dirigentes empresariales comparten que el entendimiento con el Gobierno central tiene trascendental impacto multiplicador en la economía nacional y demuestra que, como ha afirmado el mayor representante de la iniciativa privada, Bolivia ya no produce para subsistir, sino que es capaz de exportar.

Los recientes acuerdos no hacen nada más que confirmar la tendencia a realizar buenos negocios con el Estado, que, aparte de oportunidades como la que han reunido ayer a gobernantes y empresarios en torno a las exportaciones, es un gran mercado natural para los pequeños, medianos y grandes productores, acrecentado además por el desarrollo del mercado interno que tantas satisfacciones está dando a la economía nacional.