Gobierno garantiza $us 466 MM para industrializar el mutún

Foto: Ministerio de Minería
El Jefe de Estado durante la promulgación de la ley para el proyecto del Mutún.

Franz Acarapi / Cambio

El presidente Evo Morales promulgó ayer la ley que garantiza el financiamiento de $us 466 millones para la ejecución del proyecto siderúrgico en el Mutún, ubicado en la provincia Germán Busch del departamento de Santa Cruz. El proyecto, que generará más de 1.500 empleos directos, estará concluido en 30 meses y lo desarrollará la subsidiaria de Sinosteel Co. en Bolivia, Sinosteel Equipment&Engineering.

El Jefe de Estado destacó, en el acto efectuado en el salón Chiquitano de la Fexpocruz de la capital cruceña, que la planta siderúrgica es producto de la capacidad de inversión y endeudamiento que tiene Bolivia. Dijo que el proyecto producirá 194 mil toneladas de acero de calidad para cubrir la demanda del mercado interno en diferentes sectores, como la construcción e industria, entre otros.

“Es un día para no olvidar, garantizando la inversión para la industrialización del hierro; especialmente Puerto Suárez sabe muy bien tantas dificultades que pasamos en este tiempo”, señaló Morales.

La firma del contrato con la china Sinosteel se consolidó luego de dos intentos fallidos; primero con la compañía privada brasileña EBX (2000) y luego con la firma india Jindal Steel & Power Limited (2007).

La explotación e industrialización del yacimiento de hierro está a cargo de la estatal Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM), que en la actualidad comercializa el mineral dentro y fuera del país. 

Según el Gobierno, del total de inversión ($us 466 millones), el Eximbank de China financiará —mediante un crédito preferencial— $us 396 millones, que cubrirá el 85% de los recursos, mientras que el Estado, con recursos propios, asignará el restante 15%, que representa $us 70 millones.

El ministro de Minería y Metalurgia, César Navarro, explicó que el contrato con Sinosteel establece la construcción de una serie de subplantas: una de concentrados, otra de peletización, una de reducción directa con gas natural, otra de aceración, otra de laminación con capacidad de 194 mil toneladas por año, de generación de oxígeno, de producción de aire comprimido, de tratamiento de agua procesada, de generación eléctrica y obras complementarias como gasoductos, acueducto del río Paraguay de 105 kilómetros, laboratorios de control de calidad, talleres de mantenimiento mecánico, entre otros.

Remarcó que el consorcio debe entregar el proyecto en 30 meses. Asimismo, se estableció en el contrato que el acero debe ser altamente competitivo con otros en el mercado, además de acompañar el funcionamiento de la siderúrgica por un año con la capacitación de personal boliviano.

“El proyecto será dirigido por bolivianos”, declaró Navarro.

ECONOMÍA ESTABLE GARANTIZA INVERSIONES

La fortaleza económica de Bolivia permite ejecutar grandes inversiones en proyectos de beneficio para el Estado, como la industrialización del hierro con $us 466 millones, destacó el presidente Evo Morales. Dijo que el país ahora tiene la capacidad de endeudamiento porque cuenta con suficientes recursos que se reflejan en el PIB nacional, que alcanza a $us 37.000 millones, cuando en 2005 era de $us 9.000 millones.