Los niños deben tener cuidado en las calles

Cnl. Desp. Rodolfo  Montero Torricos

Es conocido que por situaciones económicas y familiares los niños van solos a las calles, ya sea por compras o para ir o retornar de sus unidades educativas, sin una persona mayor que los acompañe. Por ello, es importante tomar en cuenta diferentes aspectos que van en favor de su seguridad, a fin de que sean responsables de ella y tengan mucho cuidado. Es por esta razón que la Policía Boliviana ofrece en esta ocasión algunos consejos para que los menores presten atención a los automóviles cuando salen a la calle. 

La idea es evitar que sean atropellados y fomentar en ellos una cultura peatonal.

-Enseñar a los niños el daño que pueden producir los automotores, así como mostrarles y explicarles las distintas señales vehiculares y peatonales.

-El niño siempre debe estar en la calle acompañado de un adulto en lo posible, en especial cuando son muy pequeños, y deben cruzar tomados de la mano de una persona mayor.

-Evitar que los niños jueguen y corran en la calle, hacer uso de parques y espacios propios.

-Usar pasos peatonales y pedirles a los menores que siempre lo hagan (fundamental enseñar a los niños que nunca salgan de manera intempestiva de entre dos vehículos estacionados).

-Fijarse los dos lados antes de cruzar y pedirle al niño que siempre lo haga.

-Enseñarles a hacer uso de las pasarelas peatonales.

-No cruzar en una curva ni cerca de ella, igualmente no hacerlo en zonas donde no se puede tener la certeza de que viene un vehículo.
-Enseñarle a establecer contacto visual con el conductor. 

-Indicarle que nunca intente ganar el paso a cualquier tipo de vehículo automotor.

-Por las noches procurar llevar al niño con ropa clara para que sea lo más visible a un conductor.

-Recomendar a los niños que se alejen de vehículos que hacen maniobras en reversa.

 De esta forma prevendremos accidentes que muchas veces terminan en desgracias familiares. 

Estas tareas de prevención e información se las realiza mediante las diferentes unidades con las que cuenta la Policía Boliviana, y deben ser tomadas en cuenta por los padres de familia, y comentarlas y explicarlas en casa para que juntos, padres e hijos, estén preparados en caso de que un menor esté en la calle y no sepa qué hacer cuando intente cruzar una calle. 

En nuestro país existen vías que son muy transitadas por los vehículos de transporte público y particular; los conductores, en vez de tener cuidado, circulan a altas velocidades ya sea porque deben acudir a una cita o porque existe falta de información de algunos conductores de transporte público que infringen las normas de tránsito.

La tarea de la Policía Boliviana es continuar con las labores de prevención e información, en este caso, para que tanto el peatón como el conductor puedan asumir su responsabilidad y evitar accidentes.