La Policía quiere reforzar su institucionalidad

Ofrendas florales de la Policía al monumento de Antonio José de Sucre.
Foto: Policía Boliviana

José Guzmán / Cambio

La Policía Boliviana tiene el objetivo de reforzar su institucionalidad mediante un mayor acercamiento a la ciudadanía y con la tecnificación de sus labores para mejorar la seguridad de todos los habitantes.

El viceministro de Régimen Interior, José Luis Quiroga, indicó, durante la entrega de la ofrenda floral al monumento de Antonio José de Sucre, fundador de la Policía Nacional, que los policías del pueblo brindarán mayor confianza a toda la ciudadanía a través de un servicio más humanitario.

“Esta institución estará al lado de la sociedad, brindando seguridad ciudadana, llegará adonde nunca antes llegó, patrullará para dar más seguridad en las calles hasta convertirse en la verdadera Policía de pueblo, ésa que va puerta por puerta a atender las denuncias cuando se la necesite”, señaló.

Otro componente de este pilar es la consolidación del plan cuadrante de georreferenciación del delito, para establecer las zonas de mayor peligrosidad en las principales capitales del país.

La identificación de estas áreas permitirá que se planifiquen operativos más eficientes y eficaces en la lucha contra el delito, además “se reforzarán los patrullajes preventivos” para que se “logre una mejor sensación de seguridad en zonas denominadas rojas”.

El otro pilar es la implementación de tecnología en el servicio policial, y para ello el Gobierno invirtió $us 105 millones en la adquisición de equipos que posibilitarán incluso hacer patrullajes aéreos con drones y helicópteros.

“La consolidación de ambos pilares convertirá a Bolivia en el país más seguro de la región”.