Bolivia y Rusia perfilan acuerdo para explotar litio en 3 salares

La delegación rusa con el presidente Evo Morales, el vicepresidente Álvaro García Linera y otras autoridades, ayer.
Foto: José Lirauze

Franz Acarapi / La Paz

El Estado boliviano y Rusia abrieron la posibilidad de firmar un acuerdo con la finalidad de desarrollar proyectos de industrialización de litio en los salares de Uyuni y Pastos Grandes del departamento de Potosí, y Coipasa en Oruro.

Durante el encuentro entre los presidentes Evo Morales y Vladímir Putin, realizado el 13 y 14 de junio, Bolivia y Rusia firmaron acuerdos en diversos sectores, como hidrocarburos, ya que Gazprom prevé invertir $us 1.220 millones en exploración del área Vitiacua, en Chuquisaca.

Una delegación de representantes de las firmas rusas Rosatom, Uranium One Group, Tenex y Ecostar Nautech sostuvo ayer una reunión con el presidente Morales en la Casa Grande del Pueblo.

Al respecto, el embajador de Rusia, Vladimir Sprinchan, indicó que uno de los temas centrales del encuentro fue el referido al interés de su país en acompañar la industrialización del litio boliviano, además de la compra de alimentos y el Centro de Investigación y Desarrollo en Tecnología Nuclear (CIDTN), que se construirá en la ciudad de El Alto.

“Ahora siguen las negociaciones técnicas para ver las posibilidades de suscribir unos contratos y unos proyectos en los salares que hay en Bolivia: Uyuni, Coipasa y Pastos Grandes”, aseveró el diplomático.

Explicó que la propuesta consiste en la transferencia tecnológica para la extracción e industrialización del litio.

En junio de este año, Sprinchan dijo que la participación rusa en el proyecto estatal sería a través de la empresa Uranium One Group, que depende de la estatal Rosatom.

“Bolivia y Rusia no solamente somos aliados políticos, sino socios económicos”, apuntó.

Dijo que aún no se conversó sobre las inversiones porque todavía están en discusión las condiciones del posible acuerdo.

Bolivia tiene avanzado el proyecto de industrialización del litio en Uyuni, que consta de tres fases y la segunda concluirá en 2019.

Alimentos 

El embajador Sprinchan anunció que este mes llegará a Bolivia una delegación para conversar sobre la probabilidad de compra de alimentos, como soya y quinua real.