Lampe arriba a Buenos Aires en medio de una gran expectativa

El portero boliviano Carlos Lampe (der.) junto a un hincha de Boca Juniors en el aeropuerto de Ezeiza.
Foto: Ole.com

Buenos Aires / OLÉ.com y Cambio

El arquero boliviano Carlos Lampe llegó anoche a Buenos Aires, Argentina, una incorporación en octubre, por la lesión de Esteban Andrada.

Lampe se paró con personalidad a hablar de su nueva vida, que en principio lo tendrá por tres meses, aunque hay una opción. “Vengo a pelear un puesto, nadie viene a ser titular a ningún equipo. Vamos a competir, Rossi va a ser mi compañero, nos vamos a apoyar mutuamente. Verá el técnico quién juega”, señaló.

Y sacó pecho, a los 31 años y como titular de la Selección de Bolivia. “Es un sueño esto, es un premio al esfuerzo y al trabajo. No llego aquí de casualidad”, expresó el guardameta.

El boliviano llega de Huachipato, de Chile, después de marcar un récord histórico en el club. “Podía haber sido más largo, me lo cortaron con un gol en offside”, señaló.

Sobre Boca dijo: “Estoy en uno de los clubes más importantes de Suramérica y el mundo”.

Consultado respecto de lo que habló con el DT Guillermo Barros Schelotto, comentó: “Hablamos un poco de la Selección, de mi incorporación, le di vía libre a la Verde (no jugará los amistosos de Bolivia) y me sacaron los pasajes para venir acá. Tengo mucha felicidad porque llegar a Boca no es fácil y más a nosotros los bolivianos, que nos cuesta el doble llegar al exterior y al fútbol competitivo. Me llena de satisfacción. Vengo con la ilusión de quedarme y tengo que ganármelo”.

También mandó un mensaje a los hinchas. “Voy a dejarlo todo, a tratar de ganarme un puesto desde el día número uno. Si me toca estar, voy a dejar la vida con pasión y mojar la camiseta. Vengo con mucha ilusión y muchas ganas”.

El boliviano será presentado hoy en Boca Juniors.