Miles se manifestaron en defensa de la democracia y el proceso de cambio

Una vecina celebra el Día de la Democracia junto al presidente Evo Morales
Foto: Gabriela Ramos - Cambio

Gabriela Ramos/Cambio Digital

Organizaciones sindicales y sociales marcharon hoy junto al presidente Evo Morales conmemorando el Día de la Democracia, a 36 años del fin de las dictaduras en el país, desde el Multifuncional de La Ceja (El Alto) hasta la plaza San Francisco, en la ciudad de La Paz.

“Los compañeros defensores de la democracia ahora salen a las calles”,  destacó el jefe de Estado,  antes de iniciar el recorrido, en la intersección entre la avenida Naciones Unidas y Kollasuyo, desde donde se sumo a la movilización.

En todo el recorrido tuvo que detenerse innumerables veces para recibir el cariño de la gente, que cuando lo vieron encabezar la columna de movimientos sociales se acercaron para abrazarlo y expresarle su apoyo por el proceso de cambio.

Una de ellas fue Elisa Quisberth, vecina de La Portada, que pudo abrazar al Presidente y luego se sumó a la marcha. “Ahora con Evo vivimos bien, tranquilos y somos felices, esta es la verdadera democracia porque no somos gobernados por extranjeros. Yo le agradezco mucho a Evo porque se sacrifica tanto por nosotros, que Dios lo bendiga”, manifestó la vecina.

También se sumaron los jóvenes como Juan Carlos Fuentes, estudiante de sexto de secundaria del colegio Germán Busch, que se acercó a Morales para consultarle su criterio sobre el Día de la Democracia, dentro de una investigación que un profesor le asignó.

“Me enteré que el Presidente iba a pasar por acá y me acerque, que mejor que tener el testimonio de este gran líder y promotor de la democracia, para hacer mi trabajo. Realmente es un hombre muy inteligente y preparado, estoy seguro que con su declaración me sacaré 100”, señaló el estudiante.  

La marcha se detuvo varias veces, principalmente en el ingreso al Cementerio, porque cientos de personas, entre mujeres, hombres, niños y personas de la tercera edad que trataban de  acercarse  al Jefe de Estado, pese a los esfuerzos de la seguridad presidencial y de la guardia sindical y comunal.

Morales atendió a todas y cada uno de las personas que se acercaron a él, y también de quienes lo saludaban desde las casas, incluso a los medios de comunicación, que tuvieron la oportunidad de hablar con él. “Déjenlo al Presidente, él es de nosotros no es de los medios, queremos abrazarlo”, reclamó una mujer, impaciente.

De esta forma la marcha en defensa por la democracia ingresó a la plaza San Francisco, mientras la cola seguía en el Cementerio General. Al llegar a la concentración varias organizaciones sociales aguardaban por el Jefe de Estado, entre ellos el dirigente de la Federación de Juntas Vecinales de La Paz (Fejuve), Jesús Vera.

“Presidente la gente que esta acá no ha venido por fichas, o por peluches, han venido a darle su corazón y su vida”, aseguró Vera mientras los marchistas ingresaban a Plaza San Francisco.

El ejecutivo del sector minero, Orlando Gutiérrez también se refirió a la jornada y cuestionó a quienes afirman que el proceso de cambio es cosa del pasado. “Hay que decirles que esto es el presente esto es el pueblo”, arengó.

Cuando Morales tomó la palabra, en medio de vitores, afirmó que la democracia para el pueblo llegó recién cuando los movimientos sociales obtuvieron el poder político y electoral.

Finalmente saludó la concentración y afirmó: “Para que sepa la derecha, que representa la dictadura, los movimientos sociales son los que han recuperado la democracia”.