Nacionalización de los hidrocarburos generó renta petrolera superior a $us 37.000 millones

Gasoductos de YPFB.
Foto: Ministerio de Hidrocarburos

 

Milenka Parisaca / Cambio Digital

El ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, informó el jueves que las ocho empresas del sector de hidrocarburos generaron una renta petrolera de más de $us 37.000 millones gracias a la nacionalización de los recursos naturales del país.

“Las ocho empresas del sector de hidrocarburos están totalmente nacionalizadas porque las operamos, administramos, tomamos las decisiones en los directorios, las utilidades son para el Estado boliviano, esa es la nacionalización real y una muestra de ello es la renta petrolera que llegó a ser más de $us 37.000 millones en estos 12 años”, dijo la autoridad.

Explicó que la estatización fue un proceso que permitió recuperar el control de la actividad hidrocarburífera, que ahora está en manos del Estado a través de la empresa de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

“La nacionalización nos ha permitido plantear la política de hidrocarburos, en el marco de la soberanía que tiene el país sobre los recursos naturales, lo que dio lugar a la implementación de los pilares hidrocarburíferos del país, como seguridad energética, eficiencia energética, universalización del gas, industrialización, internacionalización y la integración energética”, complementó.

Manifestó que con la recuperación de los hidrocarburos el gas ya no pertenece a las empresas extranjeras, sino que ahora es administrada por el Estado para potenciar el desarrollo del país y los bolivianos.

“El gas ya no es de las empresas extranjeras, es de los bolivianos. Ahora llega al pueblo boliviano gracias a la nacionalización. Ahora cerca de 4,5 millones de ciudadanos tienen acceso al gas domiciliario, más de 400.000 vehículos usan GNV, es una realidad la industrialización. Estos hechos jamás hubieran sido realizados si el Gobierno no tomaba el control del sector hidrocarburífero y si no nacionalizaba”, explicó Sánchez.

El ministro explicó que algunas de las empresas mantienen el carácter de sociedades anónimas, pero que esto no significa que no estén nacionalizadas porque YPFB es la accionista mayoritaria.

“Están en proceso de conversión a ser empresas públicas, por efecto de la Ley de Empresas No 466, pero igual el Estado ejerce soberanía, tenemos el control absoluto, las operamos, las administramos, tomamos decisiones en las inversiones, todas las utilidades vienen a YPFB y por ende al Estado”, agregó.