Legisladores ratifican pedido de intervención de Estados Unidos

La carta enviada por 12 legisladores de oposición al presidente de Estados Unidos, Donald Trump.
Foto: Archivo

 

Juan René Castellón Quisbert / Cambio - Edición Impresa ​

Los 12 legisladores que firmaron la carta enviada al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en la que piden intervenir en asuntos internos del país, reafirmaron su postura, según el diputado opositor Amílcar Barral (UD). 

“Todos los diputados y senadores ratificamos la carta, el contenido y la firma que se envió a Estados Unidos”, dijo ayer Barral a los medios de comunicación. 

También la diputada opositora Norma Piérola (PDC) mantuvo esa postura. “Me ratifico plenamente en el contenido de la misiva y reitero que voy a volver a mandarlas con contenidos similares a todos los países del mundo”, señaló. 

Esta posición fue manifestada después de una reunión que sostuvieron los 12 firmantes, comentó Barral. 

La carta, que fue enviada el 1 de abril, está firmada por la senadora Carmen Eva Gonzales y los diputados Amílcar Barral, Enrique Siles, Agustín Condori, Norma Piérola, Susana Campos, Cira Castro, Yeimi Peña, Rodrigo Valdivia, María Eugenia Calcina, Isabel Villca y Édgar Rendón.

En ella señalan: “Nos dirigimos a su autoridad en nuestra condición de Senadores y Diputados del Parlamento Boliviano y Plataformas Ciudadanas para solicitarle muy respetuosamente tenga a bien interceder en América Latina y evitar que Evo Morales vuelva a postularse a la Presidencia de Bolivia”. 

Este contenido desató duras críticas de políticos y parlamentarios tanto del oficialismo como de la oposición, quienes coincidieron en que los asuntos internos del país deben ser resueltos entre bolivianos.  

El presidente Evo Morales calificó la actitud de los 12 asambleístas de “traición a la patria”. 

“Pedir una intervención extranjera es traición a la patria. La derecha, como siempre, es traidora, no le interesa Bolivia ni las futuras generaciones; sino como siempre, un gobierno de castas, de oligarquías”, afirmó durante un discurso en Ivirgarzama, Cochabamba. 

El miércoles, el ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB), Juan Carlos Huarachi, pidió la expulsión de la Asamblea de esos parlamentarios. “Deben ser expulsados estos senadores y diputados con ignominia”, señaló durante el aniversario 67 de esa histórica organización. 

En respuesta, Barral y Piérola coincidieron en desafiar: “No tenemos miedo”. 

Además, la exiliada boliviana en Estados Unidos Sara Eva Ladau formalizó el envío de la carta de los legisladores bolivianos a la Comisión de Asuntos Exteriores del Senado de Estados Unidos mediante un correo electrónico, como consta en su portal dhpolitical.com, consultora Dark Horse (caballo oscuro), regentada por su esposo, Christopher Gergen. 

El texto enviado el 16 de abril señala: “Esta carta oficial (y su traducción al inglés) ha sido entregada a ustedes, tal como establecen los requerimientos”.

Además indica: “Este documento ha sido enviado a través de correo certificado a varios oficiales en el Gobierno de Estados Unidos, incluso al presidente de la Organización de los Estados Americanos, al Gobierno brasilero, al gobierno argentino, al gobierno chileno y a la Unión Europea”.

Landau fue esposa del exintegrante de la Unión Juvenil Cruceñista y fallecido Mauricio Iturri, quien también se exilió en Estados Unidos luego de las jornadas divisionistas protagonizadas por su organización en 2008.