Morales entrega represa que beneficia a más de 350 familias en Sacaba

La flamante represa Belén Pampa en Lava Lava, Sacaba (Cochabamba).
Foto: UCP

 

José Guzmán/Cambio Digital

El presidente Evo Morales entregó hoy la represa Belén Pampa en el cantón Lava Lava, del municipio cochabambino de Sacaba, que beneficia a 359 familias agricultoras de seis comunidades de esa región.

La obra permitirá llevar agua a 151 hectáreas de cultivos de papa, haba, maíz y hortalizas de las comunidades de Aguada, Lava Lava Alta, Lava Lava Centro, López Rancho, Buena Vista y Mollocota.

El dignatario destacó que este tipo de obras son beneficiosas para los pobladores porque ayudan a mejorar la seguridad alimentaria y su capacidad productiva, lo que significa mayores ingresos para las familias que se dedican a la agricultura.

“Hoy entregamos la represa Belén Pampa en Lava lava, pero están en construcción (otros) dos  sistemas de riego, con los que vamos a alcanzar una superficie para riego de casi 600 hectáreas en el municipio de Sacaba, eso es alimento seguro. Vamos a seguir garantizando más de estos proyectos para bien del pueblo sacabeño”, manifestó durante su discurso en el acto de entrega.

La represa es de tierra con núcleo de arcilla y tiene un volumen de almacenamiento de agua de 295.586 metros cúbicos. Mide 17,50 metros de altura, 6 metros de ancho y 108 metros de coronamiento.

Asimismo cuenta con un sistema de descarga por tubería, vertederos de excedencias, obras de toma tipo torre con dos compuertas de fondo deslizantes, canal de desfogue de Hormigón Armado y cámaras de válvula.

Máximo Romero, representante del Distrito Rural Lava Lava, agradeció a los gobiernos nacional y municipal por esa infraestructura, y destacó la presencia del Presidente, ya que es la primera vez que llega a ese cantón.

“Gracias hermano Evo Morales por esta importante obra. Hay que destacar que nunca antes un presidente llegó hasta esta región y mucho menos a entregar una obra, y vaya obra la que usted nos trae”, expresó.

El gobernador Iván Canelas agregó que es la primera represa que se construye para Lava Lava, y que su construcción sólo iba a ser posible con el Proceso de Cambio.

“Antes los gobernantes solo hacían promesas, los comunarios de esta región tuvieron que esperar 40 años para hacer realidad su represa, que se logró en la gestión de Evo”, acotó.

El proyecto tuvo un costo de más de Bs 11 millones, de los cuales el 70% fue financiado mediante el programa Mi Riego II y el 30% por la Alcaldía de Sacaba.