Yaffar: Subí a un kart y fue un momento inolvidable

Alejandro con la Copa de campeón del torneo Apertura 2019.
Foto: Cambio

 

La Paz / Reynaldo Gutiérrez

Alejandro Yaffar fue uno de los impulsores del karting en el país y también corría. Hoy está dedicado al rubro empresarial y es vicepresidente de Bolívar.

¿A qué se dedica?

Mi vida cotidiana gira en torno a mi actividad empresarial. Soy presidente de La Francesa y también estoy en el rubro de la gastronomía con plazas de comida en la Camacho y El Alto.

En lo deportivo, alejado un poco del karting. Soy vicepresidente del directorio de Bolívar, que preside Guido Loayza, desde hace siete años.

¿Qué recuerda de su paso por el karting?

Momentos memorables y especiales. Comenzamos con el karting en la década de los 80 junto a Miguel Ángel Barragán, Carlos Aramayo y otros amigos.

La primera misión grande que nos planteamos fue traer el Sudamericano en 1992, lo logramos y fue un evento de altísimo nivel para el que estrenamos un kartódromo homologado por la FIA.

En esa ocasión era el tercer mejor escenario a nivel Latinoamérica. Corrió el piloto brasileño Rubens Barrichello, que después saltó a la Fórmula Uno.

Por problemas de salud me alejé del karting. Me lastimé la espalda.

¿Qué es lo que más extraña?

La idea era posicionar en lo más alto el karting boliviano a nivel internacional, pero me apena que después no se haya podido seguir con esa ilusión, pero tengo la esperanza de que esto va a cambiar.

El kartódromo fue inaugurado por el entonces presidente Jaime Paz Zamora, quien de paso —como anécdota— era mi traductor con el señor Ernest Busser, alto comisionado del karting mundial que hablaba un cerrado francés.

¿Cómo ve hoy al karting?

Un poquito abandonado y descuidado, pero tengo la alegría de decir que Pedro Pablo Calvimontes le está dando un impulso interesante. Hay que apoyarlo.

¿Piensa en volver?

No. Ya es parte del pasado. Pero estoy dispuesto a ayudar en lo que se pueda porque es una de mis pasiones. Hace dos meses nos subimos a un kart y fue un momento inolvidable, un gustito aparte.

¿Cómo se hizo dirigente de Bolívar?

Por una invitación de Guido Loayza. Desde chico el fútbol es mi pasión, hasta ahora sigo jugando con amigos del club Los Pollos, que este año celebrará su 33 aniversario. El nombre es en memoria de un gran amigo, Carlos ‘Pollo’ Sanz Guerrero (fallecido en una competencia).
Soy un acérrimo bolivarista. Mi papá también fue dirigente y fue parte de la ‘operación retorno a Primera’ después que descendió de categoría.

¿Está en planes ser presidente?

Por ahora no, porque tenemos a hombres que lo están haciendo muy bien, además estoy con poco tiempo para dedicarme de lleno al club.
Cuéntenos una anécdota.

Viajé con Bolívar presidiendo la delegación a Argentina para jugar con Boca por Copa Libertadores hace tres años.

Salimos del hotel, subimos al bus que nos llevó a La Bombonera, con escolta por delante y atrás, pero en el trayecto nos tiraron naranjas; nos recomendaron no abrir las cortinas ni pegarse a la ventana porque era peligroso.

Llegamos a un vestuario elegante y de primera, pero tiembla como no se imaginan, porque los hinchas saltan y daba miedo. Salimos a la cancha a calentar y los jugadores en vez de cumplir con esa rutina anduvieron sacándose fotos con su celular y se desconcentraban impactados por el lugar en el que estaban.

--

Dato

Alejandro Yaffar de la Barra, exkartista paceño y dirigente de fútbol de 58 años. Es un apasionado por los motores y las tuercas, y es vicepresidente del club Bolívar.