Extrema derecha decide respaldar a Carlos de Mesa

El expresidente y candidato de Comunidad Ciudadana.
Foto: Archivo

 

Cambio - Edición impresa

Desecharon la posibilidad de respaldar a Óscar Ortiz porque “no tiene opciones” de ampliar su caudal electoral. Por eso el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), dirigido por el diputado pandino Miguel Ojopi, optó por apoyar la candidatura de un viejo conocido: el exvicepresidente Carlos de Mesa.

Ojopi, que lidera la fracción del partido rosado en el departamento de Pando, justificó en una razón su decisión a algo más de un mes de las elecciones generales: las encuestas ubican al exvicepresidente de Gonzalo Sánchez de Lozada con las mejores opciones entre los frentes de la oposición.

“Don Carlos (de) Mesa, (candidato de Comunidad Ciudadana), ha mantenido su preferencia en parte de la oposición como el candidato (presidencial) y nosotros hemos tomado la decisión de respaldar esa candidatura”, señaló.

El legislador no solo descartó la posibilidad de que Ortiz, postulante de Bolivia Dice No (21F), remonte el tercer lugar en las encuestas, sino que también desahució a Virginio Lema, que se postula a la presidencia por el MNR.

“En esta actividad democrática no prevalecen mucho los partidos políticos, sino las personas, y, por tanto, la gente ha decidido que Carlos de Mesa sea el candidato representativo de la oposición y nosotros también tenemos que respaldarlo”, insistió Ojopi.

Para la diputada suplente de Unidad Demócrata (UD) Yeimy Peña, la decisión de Ojopi “es personal”, al igual que lo asumieron en su momento la senadora de UD Carmen Eva González, el senador Juan René Guachalla Machicado, el diputado Agustín Condori y la diputada Dulce María Araujo Domínguez, que como integrantes de la agrupación Columna Integración (CI) decidieron respaldar la candidatura del expresidente.

“Tenemos varios compañeros que trabajan en alianza con la sigla de Carlos de Mesa, son diputados y senadores por parte de Columna Integración, el líder de ellos es el señor Leopoldo Fernández”, indicó la legisladora.

El 10 de marzo de 2017, Leopoldo Fernández fue sentenciado a 15 años de presidio por los sucesos del 11 de septiembre de 2008, conocidos como la Masacre de Porvenir, cuando 13 personas (campesinos, estudiantes y un funcionario de la exprefectura) perdieron la vida.

Fernández también fue parte de las violentas protestas lideradas por los exprefectos opositores que en 2008 formaron la denominada ‘media luna’, que buscó alejar a los departamentos de Pando, Beni, Santa Cruz y Tarija de las políticas y la refundación del Estado que promovió el presidente Evo Morales.

Peña confesó que en Pando aún el exministro y exparlamentario de Acción Democrática Nacionalista (ADN) tiene un peso político en la región, pero que también algunos de sus seguidores optaron por sumarse a otras organizaciones políticas.

“Cada partido tiene su gente, tiene su base, Leopoldo aún sigue siendo ese líder opositor en el departamento”, indicó Peña, quien en sus inicios en la política también realizó campaña por el exprefecto.

Para el senador del Movimiento Al Socialismo Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP) Rubén Medinaceli no es extraño que los viejos representantes del neoliberalismo ahora se aglutinen en torno a un exaliado del emenerrismo.

“No se puede esperar otra cosa, son del mismo equipo, de la misma ideología y de las mismas acciones políticas. Son gente que ha gobernado el país con los mismos criterios”, opinó el senador.

Sostuvo que “ideológicamente son básicamente lo mismo” porque son partidos “que han llevado adelante políticas neoliberales”.

Frente a esta suerte de alianzas, Medinaceli aseguró que el “MAS-IPSP es grande y tiene la fuerza necesaria para ir adelante y conseguir el objetivo” de la victoria en las elecciones generales del 20 de octubre.